CUARTA JORNADA DEL MUNDIALITO

Calor, uniformes, zapatillas, las banderas ondeando sobre el terreno de juego, gritos de apoyo de los aficionados de cada equipo…...
CUARTA JORNADA DEL MUNDIALITO

Calor, uniformes, zapatillas, las banderas ondeando sobre el terreno de juego, gritos de apoyo de los aficionados de cada equipo… Este fue el ambiente de la última jornada de la fase de grupos del Mundialito. Cada equipo luchó hasta el final para poder entrar a las anheladas semifinales. Todos los equipos expectantes de los resultados y sobretodo los aficionados que daban su apoyo incondicional.

La bola empezó a rodar con un duelo de titanes dentro del grupo “B” donde Senegal quería lograr el primer puesto del grupo contra Irlanda quienes tenían la esperanza de hacer épica. El partido empezó con el “torbellino senegalés” formado por Nico Corominas (quien regresaba de una larga lesión) y Joaquín Martínez- Calleja; Irlanda resistía  pero poco a poco fue cediendo hasta que Senegal le marcó cuatro goles. Irlanda pudo marcar el gol de la honra con una “obra maestra” de Luis de León.  Llega el pitido final donde la escuadra de Senegal celebra su clasificación junto con China a las semifinales.

El segundo partido de la jornada fue entre la gran “Albiceleste” contra “la Roja”. Partido en donde se enfrentaban dos fuertes candidatos a semifinales, aunque los argentinos estaban prácticamente y matemáticamente clasificados.  Argentina empezó dominando con un juego muy táctico y de toque, parecían que los papeles se habían invertido. Argentina con ese juego tan vertiginoso rompió las redes españolas cinco veces que fueron obras de: Iñigo Gemperle con su socio Josemaria Gil-Casares. España marco un gol con un “iniestazo” obra de Martín Hernández. Argentina al final del partido celebraba su clasificación a la semifinal donde se enfrentará a un equipo modesto pero peligroso como es China.

Al final de esta jornada de alta tensión jornada fue protagonizado por la “Azzurra” y la “Canarinha”. Duelo de elegancia contra la magia. Italia renunció a su “catennagio” y salió directamente al ataque, pasaban los minutos los ataques “azzuros” eran más intensos y materializaron 3 goles dos de las botas de Alejandro Ramos y uno de Santi Peláez.  Brasil respondió con un gol  proveniente de la magia de Jaime Astarloa, el “Ronaldinho” de este Mundialito. Italia puso el cerrojo a su pase para las semis. El próximo reto italiano será vencer a Senegal (gran candidato para alzar la copa de este año).

Crónica de Fernando Méndez.

{phocagallery view=category|categoryid=137|limitstart=0|limitcount=0}

Contestar

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.